Inicio nuevo proyecto en bronce, nuevamente basado en mi admirado Antony Gormley, llevaba tiempo peleando con los materiales que pudieran sustentar las ideas, por fin lo conseguí, la búsqueda de la superficie o contorno de cualquier obra imitando los enlaces moleculares me pareció muy atractiva, solo faltaban cuestiones técnicas. Esta obra inicia una “colección molecular” que pronto crecerá. Este Pensador de Rodin trabajado en bronce es una escultura muy especial con la que iniciar la colección.

Entre los lenguajes escultóricos del autor, se encuentra esta obra de Miguel Guía, es una elección perfecta para tu colección privada. Si como coleccionista deseas invertir en arte debido a su revalorización con el tiempo, esta cotizada escultura expuesta actualmente en galerías de arte, pertenece a una colección seriada, limitada y original que te propone el artista por tiempo limitado, puesto que no se producirán más obras de esta edición una vez terminada la misma.

Marchantes y galeristas cuentan la garantía de una obra exclusiva, de calidad y única que los coleccionistas podrán disfrutar de por vida, así como las generaciones posteriores y/o herederos.

  • Altura 40 cm
  • Longitud 11.5 cm
  • Anchura 11.5 cm
  • Peso 4,35 kg
  • Acabado Bonce
  • La escultura está realizada con una capa de bronce sobre fundición en frío de cobre con base de grafito y calcita con terminaciones pulidas.